miércoles, enero 07, 2009

Los deseos de Daniel Barenboim


Hace 10 años, el pianista y director de orquesta argentino-israelí, Daniel Barenboim, creó la Western-Eastern Divan Orchestra, integrada por músicos de Israel y países árabes, la cual en primera instancia busca la convivencia de ambos pueblos a través de la música.

Si alguien puede opinar sobre el problema actual en la franja de Gaza es Barenboim, no sólo por su compromiso con la paz, sino porque él posee la nacionalidad israelí y palestina, ésta última obtenida apenas el 2008 debido a un concierto que otorgó en Ramala. Luego de recibir la nacionalidad, señaló:

"Espero que mi nueva condición sea un ejemplo de coexistencia palestino-israelí. Creo que los destinos de los pueblos judío y palestino están inexorablemente unidos"
Debido a esto, el propio Barenboim ha reprobado los actos violentos de Israel y Palestina, en un artículo en The Guardian:

Al reconocer el derecho de Israel de defenderse de los cohetes de Hamás, el músico se preguntó si se podía hacer responsable a toda la población de Gaza por una organización terrorista.
En una zona tan poblada como Gaza, es inevitable que mueran civiles en los bombardeos. Si las muertes de civiles son inevitables, ¿qué se busca con eso? ¿Destruir a Hamás? ¿Es posible destruir a Hamás de esa manera? Suponiendo que se destruya a Hamás, ¿qué pasará después? Al final de cuentas, Hamás surgió con el apoyo de Israel, que quería debilitar a Yasser Arafat. Si desaparece Hamás, es seguro que en su lugar nacerá otro grupo más radical.
Daniel Barenboim se ha convertido en uno de los músicos activistas más importantes del mundo. Primero causó revuelo porque fue uno de los primeros músicos (junto con Zubin Mehta) en interpretar música de Wagner en territorio israelí. Este hecho causó un enorme disgustó por parte de la ortodoxia judía, debido a las declaraciones antisemitas que en vida realizó Richard Wagner, y porque además su música fue una suerte de estandarte durante el periodo nazi. Sin embargo, Barenboim, buscaba quebrantar esas barreras raciales argumentando que la música en sí no tiene mensajes raciales o discriminatorios.

La forma en que Barenboim interpretó a Wagner en Israel fue única. Primero que nada, no figuraba en el programa, pero como el compositor sabía que el público pediría un éncore, Barenboim sugirió que fuera un fragmento de Tristan e Isolda, y dijo que quien se sintiera ofendido por la decisión podía retirarse; sin embargo, nadie lo hizo, y el concierto fue todo un éxito. No así las críticas que inmediatamente atacaron a Barenboim por dicho atrevimiento.

Entrevista con Barenboim
"Israel ha ocupado Palestina por 14 años; si tú estás ocupando un territorio eres responsable por la calidad de vida de las personas en el territorio ocupado"

En esta ocasión la postura de Daniel Barenboim seguramente no será bien vista por los Palestinos ni los Israelís, en especial por aquellas posturas demasiado ortodoxas y fundamentalistas. Daniel Barenboim tiene, básicamente, tres deseos para este año, y por tratarse de él es necesario tomarlos en cuenta y analizarlos:

Sólo tengo tres deseos para el próximo año. El primero de ellos es que el Gobierno israelí se dé cuenta de una vez por todas de que el conflicto en Oriente Próximo no puede ser resuelto por la vía militar. El segundo es para que Hamás tenga presente que sus intereses no se imponen con la violencia, y que Israel está aquí para quedarse.

El tercero es para que el mundo reconozca que este conflicto no tiene parangón en la Historia. Es complejo y delicado; es un conflicto humano entre dos personas profundamente convencidas de su derecho a vivir en el mismo y minúsculo pedazo de tierra. Es por esto que ninguna diplomacia o acción militar puede resolver este conflicto.
Corolario

Barenboim y la Western-Eastern Divan Orchestra tenían agendado tocar en Qatar y en El Cairo, pero debido a la "dramática situación en la Franja de Gaza", transladaron esas actuaciones a Berlín (La Jornada).

Daniel Barenboim conduce Tristan e Isolda de Wagner

6 comentarios:

marichuy dijo...

"Israel ha ocupado Palestina por 14 años; si tú estás ocupando un territorio eres responsable por la calidad de vida de las personas en el territorio ocupado"

O sea que está bien ocupar un territorio ajeno, siempre que garantices la calidad de vida?

Un saludo Luis, en este tema de Palestina y la hipocresía del estado Israelí, me purga toda media tinta.

Luis Alvaz dijo...

si viste el video podrías entender el contexto de dicha afirmación... en primera refiere a que el conflicto no tiene una solución militar; sin embargo, la decisión de que esté ocupada la región es del gobierno israelí.

Creo que en contexto, no tiene ningún sentido volvernos sionistas o antisemitas, o apólogos de un régimen u otro.

Mucho se ha dicho de que a Israel se le regaló un territorio, y se sabía a priori, que habría conflictos por este hecho. Barenboim propone simplemente que hay suficiente territorio para que ambos pueblos vivan de manera pacífica; sin embargo, el problema está tan arraigado en ambas formas de pensamiento, que no tiene una solución simple.

Como dije, la postura de Barenboim, aunque pacifista, no le va a gustar a todo el mundo.

Die schöne Klavierspielerin dijo...

Ese documental, sobre el concierto de Barenboim es muy interesante, por que uno se da cuenta de lo que se vive, no solo como músico, sino como ser humano, y cómo la música al final de cuentas es tan poderosa que llega a mover montañas, como dicen.

Saludos, Luis.

Luis Alvaz dijo...

Brenboim es una persona sumamente interesante. Quizá cause bastante controversia lo que dice, porque no puede dejar de ser judío cuando habla; pero la búsqueda de la paz es el fundamente de su discurso.

En cuanto a música, creo que Barenboim es un ejemplo excelso de que la labor de un músico es compartir y difundir la música, y que esta tiene diversos fines, entre ellos educar a la gente.

Saludos

technology dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Luis Alvaz dijo...

nos invade el spam!!!!!